Durante muchos años, hemos dado por válido el pronóstico de la Organización de Naciones Unidas (ONU), de que la población mundial en 2050 será de 10 mil millones. Con ello se concluye que habrá grandes desafíos en materia de alimentación, salud y educación, y grandes presiones en materia de consumo de recursos naturales, alteración de los ciclos climáticos y la aparición de destructivos fenómenos naturales.

Damos por hecho que la sobrepoblación nos dirige hacia un futuro complicado para la humanidad. ¿Y si el pronóstico de la ONU no es del todo correcto y, en vez de que crezca la población mundial, se reduce? Ello al menos nos llevaría a cambiar muchas de nuestra prospectiva.

Los científicos del Instituto de Métricas y Evaluación de Salud, de la Universidad de Washington (IHME, por sus siglas en inglés), aseguran que la población mundial será de 9.7 mil millones, pero hasta 2064. Afirman que van a darse cambios dramáticos en las dinámicas poblacionales de algunos continentes y países, lo cual puede modificar los actuales balances económicos y de poder.

Hace unos años, el científico inglés y profesor de la Universidad de Oxford, en su libro Diez mil millones, daba cuenta de la evolución de la población en la historia: “hace 10,000 años éramos un millón. En 1800, éramos mil millones. En 1960, éramos tres mil millones. En la actualidad, superamos los siete mil millones. En 2050, vivirán en un planeta habitado por nueve mil millones de personas como mínimo. Antes de que acabe el presente siglo, seremos por lo menos diez mil millones. Posiblemente más”.

En un reciente artículo publicado en la prestigiosa revista médica inglesa The Lancet, científicos de la Universidad de Washington aseguran que la población mundial alcanzará un máximo de alrededor de 9.7 mil millones, pero en 2064. Y en 2100, ese número descontará mil millones de personas, a 8.8 mil millones. Hay que aclarar que estas cifras, dicen, no incluyen el efecto de eventos como las guerras regionales o mundiales, los desastres naturales o las pandemias.

La investigación publicada concluye que 23 países reducirán sus poblaciones en 2100 en más de la mitad, entre ellos Japón, Tailandia, Italia, Portugal y España. Mencionan que Estados Unidos llegará a 364 millones en 2062, para caer a 336 millones para 2100, lo que lo pondría en el cuarto sitio en población en el mundo después de India, Nigeria y China.

China reducirá su población de 1,400 millones a 732 millones para 2100, Nigeria explotará al crecer de 206 millones a 791 millones para 2100. La población total de la región de la África subsahariana se triplicará para llegar a 3.07 mil millones para 2100.

¿Cuáles serán los principales factores que provocarán esta inflexión en el crecimiento poblacional del mundo, según los expertos de la IHME? Según sus estudios serían la fertilidad, la mortalidad y la migración.

Las implicaciones económicas pueden ser significativas con el cambio en las dinámicas poblaciones. Por ejemplo, para 2100 se espera que existan 2.37 mil millones de personas mayores de 65 años y 1.7 mil millones menores de 20 años. Los países con más jóvenes serán los más pobres hoy en día. Un ejemplo: China al 2100 reducirá a la mitad su población, su fuerza laboral pasará de 950 millones a 350 millones y perderá 65% de sus jóvenes entre 20 y 24 años, con sus implicaciones económicas y militares.

Además, el estudio predice que China superará en lo económico a EU en 2035. La única manera de evitarlo, según los expertos del estudio, es que los Estados Unidos mantuviera una política de inmigración liberal, lo que les daría la oportunidad de volver a ser la economía más grande del mundo en 2098.

Los autores de la investigación, aseguran que solo hay cuatro opciones para enfrentar este futuro poblacional: “Intentar aumentar la tasa de fertilidad creando un ambiente propicio para que las mujeres tengan hijos y sigan sus carreras; restringir el acceso de las mujeres a los servicios de salud reproductiva; aumentar la participación en la fuerza laboral en edades más avanzadas; y promover la inmigración”.

Finalmente, avizoran un futuro mundial diferente al actual, donde África y el mundo árabe serán determinantes, y un modelo multipolar de poder compartido por India, Nigeria, China y EU como potencias dominantes. ¿Será?.

Fuentes:

Singularityhub: This Century Will See Massive Shifts in the Global Population, Economy, and Power Structure.

Elpais: La humanidad no llegará a los 10.000 millones.

Comments

comments