137_Miniatura_APP SEGURIDAD

Para la mitad de los mexicanos, el problema más importante del país es la inseguridad. Es un tema que se ha venido agravando principalmente por el crecimiento histórico de los homicidios dolosos, mismos que están relacionados con el crecimiento y peligrosidad de las organizaciones de la delincuencia organizada. Aunque los delitos comunes también han tenido un crecimiento sostenido.

Todo ello se da en un contexto donde los gobiernos de los tres órdenes no han podido dar una respuesta efectiva al desafío de la violencia, pese al crecimiento de los recursos presupuestales destinados a seguridad en las últimas dos décadas.137_INFOGRAFIA_APPS SEGURIDAD

Vale aclarar que el tema del crecimiento de la violencia y del crimen no es privativo de nuestro país. El incremento de los contenidos violentos en los medios de comunicación y en el mundo digital, sumado a la polarización de la sociedad, a la sofisticacción de los delincuentes y sus organizaciones, al crecimiento del tráfico y consumo de drogas tradicionales y de nueva generación, y a la venta indiscriminada de armas, ha disparado todas las alertas alrededor del mundo.

Pero, ¿qué hacer ante un mundo más violento e inseguro, donde los cuerpos de seguridad públicos son insuficientes para ofrecernos seguridad? Una respuesta la da la tecnología a través de aplicaciones (apps) especializadas en seguridad personal. Aquí mencionamos algunas de las más reconocidas:

  • Ripple. Es un botón de pánico que está asociado a un celular inteligente que permite conectarse a un servicio especializado de monitoreo profesional. Funciona de una manera muy sencilla: es un pequeño botón que se coloca como broche en la ropa, llaves o accesorios de vestir, que con un clic activa la aplicación que a su vez disparará una llamada del equipo de monitoreo profesional para dar asesoría y asistencia. En caso de emergencia, con tres clics en el botón se lanza una alerta que es atendida por el personal especializado más cercano a la ubicación del usuario, mismo que recibirá vía electrónica la información más crítica del mismo.
  • Watch Over Me. Es un servicio profesional de monitoreo que se activa desde un celular inteligente. Si el usuario se siente vulnerable, a través del app se puede activar el rastreo por profesionales por el tiempo que considere necesario, que concluye cuando se manda la señal de que se está seguro. Si vence el tiempo de rastreo contratado y no se siente seguro, la app envía el mapa y la ubicación exacta a sus seres queridos y contactos de emergencia. También envía una señal de alerta con solo agitar el celular y avisa cuando está por entrar a una zona de riesgos o de alta peligrosidad en la ciudad. 
  • Footprints. Esta app permite el rastreo automatizado privado de nuestros seres queridos, sin importar que el celular esté en las manos o en el bolsillo. Se pueden establecer áreas de movimiento y recibir una alerta cuando se traspasan, como cuando algún joven deja su escuela. También envía notificaciones de exceso de velocidad y guarda los rastreos históricos.
  • Sistema de identificación de los niños para su protección del FBI. Es una app donde se puede almacenar, de manera segura, la información básica de nuestros hijos para que esté disponible en caso de necesitarse y se puede compartir de manera electrónica a las autoridades. Además se pueden cargar imágenes, fotos y documentos. Incluye consejos para la protección de los niños y de como actuar en los primeros minutos de una emergencia de seguridad.

Estos ejemplos demuestran el poder que tiene la tecnología para darle seguridad a las personas, aprovechando la tecnología ya disponible, como los celulares inteligentes, el GPS y los mapas digitales. Sería una buena idea que los gobiernos de nuestro país usarán de manera más intensiva y estratégica la tecnología para ofrecerle alternativas a las ciudadanos. Casos de éxito y buenas prácticas hay muchos alrededor del mundo.

Comments

comments