no_photo-999.png

 

Contexto

  • El crecimiento exponencial de los sitios web y las aplicaciones ha provocado que para su manejo se llegue al uso de métodos genéricos de diseño, como son los casos de las platillas. Adicionalmente, con los avances del Internet de las Cosas, ahora se presenta también el problema de cómo coordinar las órdenes a diferentes sistemas y dispositivos.
  • Ambos temas ya tienen novedosas soluciones a partir del uso de la inteligencia artificial, mediante la personalización basada en el contenido y el uso de la voz como medio para coordinar instrucciones a varios sistemas y dispositivos.

 

The Grid: adaptación del diseño al contenido.

+       En el tiempo hemos pasado varias etapas en el manejo del diseño en la web: primero separamos el diseño del contenido, después tuvimos que adaptar nuestros diseños a los navegadores, para después hacerlo a los dispositivos móviles, como es el caso de los teléfonos celulares y ahora a las tabletas. El resultado: un diseño despersonalizado que no ayuda a crear identidad y dificulta lograr los objetivos en los medios digitales.

+       Este problema es mayor en el caso de las redes sociales, donde las opciones de personalización nos limitan a colocar una foto o imagen, una reseña y un diseño de fondo, si bien nos va.

+       Así nace la plataforma The Grid, que busca que el diseño se adapte al contenido, usando para ello la inteligencia artificial. Esta iniciativa lanzada recientemente promete acabar con las platillas en la web. La idea es que el usuario sólo publique su contenido, y el algoritmo de la plataforma detecte de que tema se trata, si las fotos son de una persona o un animal, haga los retoques necesarios en su caso, seleccione los colores adecuados, y escoja el diseño que más se ajuste al perfil de los contenidos.

+       Lo que se busca es que con mejores diseños y más adecuados a los contenidos que se publica en la web, los usuarios puedan lograr mejores resultados en el mundo digital, como más seguidores, mejores ventas, más influencia en sus comunidades y demás.

 

La voz coordinará todo.

–       El avance creciente del Internet de las Cosas está trayendo consigo un problema muy difícil de resolver por la vía tradicional: cómo coordinar instrucciones a varios sistemas y dispositivos conectados entre sí.

–       Para tener una idea de la complejidad de lo que hablamos, se dice que hasta el año pasado el Internet de las Cosas ha hecho posible la conexión de 4,000 millones de cosas, y la empresa Gartner espera que la cifra aumente a 25,000 millones de dispositivos en los siguientes cinco años. Esto quiere decir que vamos a estar rodeados en los próximos años de docenas de dispositivo conectados entre sí: celulares, computadoras, televisiones, refrigeradores, lavadoras de trastes y ropa, relojes, alarmas y muchos dispositivos más.

–       Por ello actualmente se está desarrollando, a través de la inteligencia artificial, una interfase universal basada en la voz, capaz de coordinar las instrucciones a los diferentes sistemas y dispositivos conectados. Esto es, vamos a poder coordinar lo que deseamos en nuestra casa u oficina a través de simples comandos de voz.

–       Todo ello evitará los actuales problemas que representan el uso de botones y funciones que cada vez son más complejas y provocan constantes problemas. Al usar la voz como medio de instrucción a los dispositivos, también se potencializará las capacidades de los sistemas, dispositivos y aplicaciones. Así al estar hablando de un tema, los aparatos y sistemas conectados al Internet de las Cosas nos pueden brindar opciones diversas y anticiparse a nuestra necesidades, sin necesidad de tocar ningún botón.

 

Conclusiones

*       La tecnología seguirá evolucionando y resolviendo los problemas de complejidad que se presentan. Una herramienta muy útil en ello, y que cada vez se utilizará más, es la inteligencia artificial.

*       Los sectores más beneficiados por ello, seguramente serán la salud, la educación, la seguridad y la mercadotecnia. Un nuevo mundo complejo, pero simplificado por nuevas herramientas como el web adaptado a nuestros contenidos y el uso de la voz como interfaz universal para coordinar los sistemas y aparatos conectados al Internet de las Cosas, está en proceso de desarrollo.

Pronto tendremos noticias de ello para seguir fascinándonos del mundo de la tecnología.

Comments

comments